domingo, julio 01, 2007

Fe n la humamanidad

El domingo pasado comí en Le Bouchon de Polanco. Mal servicio, caro y comida mediocre. Ordené un filete en salsa de morillas: le faltaba sazón. De postre, una tarta “tatin” de mango; un platillo interesante.

Ayer comí en Pujol. Junto con el restaurante X (al que no le hago propaganda, porque tiene muy pocas mesas y no quiero que se sature) está en mi lista de los tres mejores de México. El chef Enrique Olvera, a quien tengo el gusto de conocer personalmente, es un mago, un auténtico genio de la cocina. Disfruté del menú degustación: camarones con aguacate y mayonesa de chipotle; ensalada de nopalitos con nieve de limón, desconcertantes y fantásticos; sopa flor de calabaza en forma de capuchino; pescado al pastor, con su piña; top sirlon con espuma de tortilla; quesos artesanales con tiritas de ate; pay helado de limón decontruído. Una copa de blanco y una copa de tinto. Fantástico. En realidad, lo que hace Olvera es filosofía analítica. Descompone los ingredientes de la cocina mexicana tradicional, los concentra, les cambia las texturas, y los presenta por separado en un plato. El resultado es un sabor delicado y elegante. Una cocina sofisticada, pero con sabor. Mucho mejor que la de Águila y sol y que la de Izote.

7 Comentarios:

Blogger Imagíname dijo...

La comida, uno de los mayores placeres de la vida, cuando viva en el DF tomaré en cuenta sus recomendaciones.

12:43 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Caray doctor cuanto come

4:56 p. m.  
Blogger Imagíname dijo...

Por cierto, ¿escribió a propósito el titulo del post sin la letra "e" en la palabra "en" y con la palabra "humamanidad"?

9:38 p. m.  
Blogger Garcín Altoalcázar dijo...

Héctor, eres un sibarita. ¿Dónde quedó la templanza? Y no, no me remitas a tu libro Gula y cultura. Ya lo leí. Y me pareció un barroquísimo modo de justificar tu glotenería.

1:46 p. m.  
Anonymous Sergio Rubén dijo...

oiga doitor, y ya logró combinar la vida buena con la buena vida?

6:12 p. m.  
Anonymous DR. WAGNER dijo...

Que bien come Dr. eso no me parece una comida de un burgués de izquierda jeje

9:51 p. m.  
Anonymous Paty Quintana dijo...

Héctor, si vuelves a hablar así de mí, te doy chile chipotle. Del de verdad.

11:34 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal