viernes, abril 02, 2010

Viernes Santo

La necedad, el yerro, la culpa, la codicia,
ocupan nuestro espíritu, trabajan nuestro cuerpo,
y como los mendigos se nutren de miseria,
nosotros nos nutrimos de remordimientos
(...)
El diablo es quien maneja los hilos que nos mueven.
Atractivos encontramos en lo más repugnante;
cada día al infierno descendemos un paso
por tinieblas hediondas y espantosos lugares

Baudelaire, "Al lector" en Las flores del mal

3 Comentarios:

Anonymous Cándido dijo...

Hubiera estado más bonito para todos si lo citara en el francés original.

12:58 a. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Ya que andas tan baudelairiano, ¿por qué no citas el poema de Caín y Abel, o las letanías satánicas? Buenas y luciferinas obras...

11:36 a. m.  
Anonymous ¿Cuál libertad? dijo...

A mí me cachó la ilustrísima Ana Teresa López de Llergo leyendo "Las Flores del Mal" en pleno jardín central y no sabe usted doctor, el drama total...

2:55 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal